Nacionales

Sumarán a Moderna al estudio de combinación de vacunas contra el COVID

Ante la necesidad de completar las segundas dosis, la cartera sanitaria aseguró que incluirá la inmunizaciones enviadas por Estados Unidos en el análisis “colaborativo y federal” que realiza el CONICET.

Ante le retraso en el arribo de segundas dosis de la Spuntik V, en la Argentina comenzaron a realizarse estudios de combinación de vacunas contra el coronavirus que permitan completar los esquemas ya iniciados. Es por ese motivo que el Ministerio de Salud nacional informó que sumará al análisis “colaborativo y federal”, que realiza el CONICET, las inmunizaciones de Moderna enviadas como donación por Estados Unidos.

“Hemos definido incorporar la vacuna Moderna en los estudios que buscan determinar la seguridad e inmunidad en la combinación de vacunas”, aseguró Carla Vizzotti, ministra de Salud de la Nación, y añadió que “avanzar en la producción de evidencia científica en este sentido es muy importante de cara a contar con un abanico mayor de posibilidades para alcanzar esquemas completos en el menor tiempo posible”.

Según se había informado, esta medida es en respuesta a la demora en el envío de segundas dosis de Sputnik V y la amenaza del ingreso de la variante Delta, que provocó un crecimiento de casos en países con altas tasas de vacunación. Asimismo, señalaron que a los voluntarios se les ofrecerá una dosis distinta a la que hayan recibido cuando iniciaron su esquema.

Quienes serán los encargados de realizar el estudio son los investigadores del CONICET que forman parte del Laboratorio de Salud Pública de la Facultad de Ciencias Exactas de la Universidad Nacional de La Plata (FCEx, UNLP) y evaluarán tanto la inmunogenicidad (cuál es la respuesta inmune a la combinación) y la seguridad del uso de dos dosis distintas de las vacunas, además de comparar estos aspectos entre esquemas de vacunación heterólogos (dos dosis distintas) y homólogos (dos dosis similares).

“El estudio es abierto, colaborativo y federal y participan investigadores de la Unidad Coronavirus del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación; del CONICET; y de las provincias de Buenos Aires, Córdoba, La Rioja, Mendoza y San Luis. Incluye a voluntarias y voluntarios mayores de 18 años vacunados con una dosis de vacuna Sputnik V, AstraZeneca o Sinopharm hasta 60 días previos a su enrolamiento, con y sin factores de riesgo identificados para COVID-19 que permanezcan en la jurisdicción donde se inició su estudio hasta el final del mismo”, explicaron desde el Ministerio de Salud en un comunicado, al tiempo que señalaron que se “incluirá a la vacuna de Moderna”.

Además, en el comunicado señalaron que “el objetivo del estudio es contar con evidencia nacional para la toma de decisiones”, ya que “los modelos basados en esquemas heterólogos de inmunización con vacunas de plataformas diversas requieren ser evaluados mediante ensayos clínicos que permitan demostrar si los mismos tienen una respuesta similar que los esquemas homólogos ya establecidos. Esto se logra a través de la evaluación comparativa de su inmunogenicidad y reactogenicidad (eventos adversos) con estudios que consideren posibilidades de implementación, sean adaptativos y respondan a situaciones de la vida real”.

Vale aclarar que, como voluntarios, no pueden participar del estudio personas con inmunocompromiso por enfermedad de base o por tratamiento inmunosupresor; gestantes y en período de lactancia; aquellos registrados en el Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentino (SIISA) por haber padecido COVID-19 (sintomático o asintomático); y quienes hayan presentado una reacción alérgica grave (anafilaxia) a cualquier vacuna.

TN.com.ar

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba